Friday Apr 20
Nuevo Uniforme

Es hora de dejar el pañal

¡Quiero mi pañal! El momento llegó. Tu pequeño cada día está más grande y tienes el pesentimiento de que es hora de que aprenda a ir al baño y deje atrás su etapa de pañales y biberones. Pero, ¿sabes si es el momento indicado para tu bebé? ¿Tienes alguna técnica para acercarlo al mundo de la bacinica?

Porque sabemos las dudas que te inundan cuando se trata del crecimiento de tu pequeño, te decimos cómo detectar el momento correcto para entrenarlo para usar el inodoro y cómo combatir los miedos que esto acarrea.

<< Lucha de poder

Joy Berry, especialista en educación y autora de Do-It-Yourself Potty Training, remarcó la importancia de iniciar el entrenamiento en un ambiente tranquilo y lleno de amor. Si hay problema alguno, el pequeño no aprenderá.

Así que tomando en cuenta esto, entrenarlo debe ser un momento lleno de diversión y amor, y jamás una lucha de poder. No lo regañes ni lo presiones, confía en que él sabe el momento en que su cuerpo esté listo para ir al potty.

<< La mejor edad

"El entrenamiento para ir al baño se inicia entre los 12 meses y los tres años, si después de esta edad aún no hay un entrenamiento es porque los padres están batallando con sus pequeños en vez de negociando", explicó Suzy Martyn, consultora en paternidad y autora de Enjoying the Ride: Tools, Tips, and Inspiration for the Most Common Parenting Challenges.

<< Dale tiempo

Es importante indicar que la mejor señal de que están listos para empezar a usar el baño de los "grandes" no es la edad, sino su propio desarrollo. Así que tal vez necesites abrir bien los ojos para detectar el mejor momento para acercarlo a la bacinica.

"Cuando el esfínter está maduro, envía una señal al cerebro indicando que la vejiga está llena. Ese es el momento apropiado para el entrenamiento. Si esperas hasta cuando el niño esté listo para empezar, el entrenamiento será más fácil", dijo Rosita Nardi, especialista en Educación e Infancia temprana de la Universidad De Paul de Chicago

<< De tela o desechable

Da igual, el punto es que será normal que tu pequeño se sienta un poco confundido al comenzar el entrenamiento, pues a él el pañal le da una seguridad que dificilmente encontrará en la ropa interior de niños mayores. Te recomendamos que pienses en adquirir pañales entrenadores como una gran opción.

<< Las señales

Suzy Martyn comentó que se puede saber que el momento del entrenamiento llegó porque: Mantienen el pañal seco por varias horas seguidas. Entienden y siguen instrucciones. Pueden bajar y subir sus pantalones sin dificultades. Despiertan por la mañana con el pañal seco.

< Hazle caso a tu pequeño

Sue Adair, directora educativa de The Goddard School comentó que aunque la mayoría de los niños están listos para ir al baño entre los 18 y los 24 meses, es mejor no fijarse en la edad como indicador de madurez, sino hacer caso a señales que expresan los pequeños tales como: Te dice oralmente que quiere hacer pis. Mantiene el pañal seco por dos horas como mínimo. Muestra interés por la ropa interior de lo< Hazle caso a tu pequeño Sue Adair, directora educativa de The Goddard School comentó que aunque la mayoría de los niños están listos para ir al baño entre los 18 y los 24 meses, es mejor no fijarse en la edad como indicador de madurez, sino hacer caso a señales que expresan los pequeños tales como: Te dice oralmente que quiere hacer pis. Mantiene el pañal seco por dos horas como mínimo. Muestra interés por la ropa interior de los niños mayores.

<< Agudiza el oído

Por su parte, el doctor Antonio Cain, coordinador del programa para la promoción de la salud infantil en el Children's Healthcare de Atlanta dijo que los niños expresan sus deseos de ir al baño con distintas actitudes: emiten gruñidos, se ponen en cuclillas, dejan de jugar por un momento. Estos son sbuenos momentos para llevarlos al baño.

<< Un gran ahorro

Claro que el beneficio de que tu niño vaya al baño no solo es para él, sino también para ti. Dejar de usar pañales representa un gran ahorro para tu bolsillo y posiblemente comprar esas cosas que hace mucho quieres en tu hogar.

Una bolsa de 96 pañales tiene un costo de $24. Si tomamos en cuenta que un bebé de menos de un año usa en promedio ocho pañales al día, tenemos que en un año podría usar casi tres mil pañales (tomando en cuenta periodos con crisis estomacales), que al traducirlos a dólares son, centavos más centavos menos, aproximadamente $800.

<< Primero fue la palabra

Antes de pensar en quitarle el pañal y enfrentarlo a la bacinica, aprovecha cualquier momento para familiarizarlo con las palabras "pipí", "popó", "bacinica", "baño" y cualquier otra que en tu casa se utilice.

Acércate a él mientras juega y cuéntale breves cuentos en donde los niños mayores ocupan el inodoro como mamá y papá. Puedes también dejar de vez en cuando la puerta del baño abierta cuando tú lo utilices para que tu hijo registre su uso.

<< Combate los miedos

Sue Adair, apuntó que es importante ir paso a paso para evitar que el pequeño le tema al baño. "No lo sientes en el indoro por la fuerza, mejor dale el ejemplo sentándote tú en el baño y a él en la bacinica".

Es importante establecer una rutina. Siéntalo dos o tres veces al día a la misma hora y deja que se levante cuando lo desee. Por ningún motivo lo obligues a estar en un lugar que él no quiere.

<< Sincronízate con él

"Si ves que tu hijo está haciendo en el pañal, llévalo corriendo al baño y siéntalo para que termine ahí", aconsejó Sue Adair. El reflejo gastro-intestinal que provoca ir al baño se presenta normalmente de 15 a 30 minutos después de comer. Siéntalo en la bacinica en ese momento.

Antes que nada enséñale a bajarse los pantalones y el pañal entrenador, cuando domine este movimiento procede a sentarlo en la bacinica.

<< Antes de jugar

Explícale que antes de salir a jugar o a casa de algún amigo es indispensable que vaya al baño para evitar accidentes. Tómalo de la mano y llévalo a su bacinica, siéntalo ahí unos minutos mientras juegan, leen o platican.

Si no puede orinar o defecar, ponle un pañal entrenador y deja que se vaya a jugar. Aprende desde un principio a respetar sus pautas y tiempos. En este 'tiempo libre', evita hablar de la hora de ir al baño.

<< Sin seguridad

"Muchos papás optan por dejar algunas horas del día sin pañal al pequeño que se está entrenando, de esta forma se evita la seguridad que provee un pañal y se le forzará a ir al baño", recomendó Sue Adair.

Eso sí, si sigues este consejo prepárate en casa para cualquier accidente que pueda pasar y nunca dejes salir a tus hijos sin ropa. Mejor ponles un pañal entrenador cuando piensen en dar un paseo.

<< Con la ayuda de todos

Para cualquier proceso de aprendizaje (ya sea caminar, leer y escribir, ir a la escuela o dejar el chupete), es indispensable contar con el apoyo de tu familia y gente cercana, y sobre todo de las personas con las que convives día a día.

Asegúrate así que papá, niñera, abuelos y cualquiera que conviva con tu hijo forme parte del entrenamiento.

Nuevo Uniforme << Mira como crece

Lo más importante del entrenamiento para ir al baño es ayudar a tu hijo a ser independiente. Por esta razón es mejor que esperes a iniciar cuando él abra y cierre puertas perfectamente, sepa vestirse y desvestirse, se exprese correctamente y se encuentre en un buen momento en cuanto a humor se refiere.

Cada pequeño es distinto, por eso eres tú la única que sabrá cómo manejar su carácter o cómo evitar que se ponga rebelde cuando la hora del baño se acerque. ¿El mejor consejo para esto? Platica con tu niño hasta el cansancio y dale mucho amor para que no se sienta regañado.

<< A lavarse las manos

Es lo más importante de aprender cuando ya sabe ir al baño solito porque son estos hábitos que aprende de pequeño los que permanecerán el resto de su vida. Por eso enséñale como lavar sus manos con jabón y agua cada vez que use el inodoro.

Practica con tus hijos mientras los bañas, es un buen momento para que les cuentes una historia que hable de cómo con las manos limpias se luce mejor o cómo es un buen hábito de los mayores como mamá y papá.Y para terminar explícales que es importante cerrar siempre la tapa del inodoro.

<< La hora de la siesta

Aunque tu niño controle cada vez mejor sus esfínteres, es importante que al principio le pongas un pañal entrenador cuando sea hora de su siesta o de ir a dormir. Piensa que será difícil que se acostumbre a dejar de un momento a otro el pañal y siempre es bueno tener algún refuerzo.

Para quitarle el pañal entrenador, basta con que te fijes si lo moja mientras duerme. Si son varios los días en que amanece seco, retíralo pero coloca un plástico protector en la cama por cualquier accidente nocturno.

<< Combate la tristeza

Si tu hijo falla en el objetivo que entre ustedes han puesto, es normal que de pronto lo notes cabizbajo y triste. Combate este sentimiento expresándole lo orgullosa que estás de él y replanteen la meta.

No dejes que ir al baño se vuelva un tema trágico en casa. Toca el tema siempre que puedas pero sin presionar y no condiciones tu amor o las horas de juego juntos si se tarda más de lo que pensabas.

Apoyanos y visita a nuestros patrocinadores haciendo click en el anuncio de abajo. ¡Muchas Gracias!

Directorio Telefonico Movil

Mirada Latina Radio

Digital Magazine

Banner

-------------------------------------------------------

Publicidad

Banner

PHOTO ALBUMS

canal de youtube

LAS OFERTAS EN TU AREA

INGRESA A MIRADALATINA

ESTADISTICAS

Members : 3621
Content : 2942
Web Links : 6
Content View Hits : 4161182

En Linea

We have 58 guests online
Google Analytics Alternative